Mario Mola comienza 2019 a lo grande con su victoria en las Series Mundiales de Abu Dhabi

Mario Mola comienza 2019 a lo grande con su victoria en las Series Mundiales de Abu Dhabi

Esta mañana hemos vivido una de esas carreras que no se olvidarán, y con Mario Mola como gran protagonista como está siendo habitual en los últimos años en las Series Mundiales de Triatlón. La expedición que la Federación Española de Triatlón ha mandado a Abu Dhabi ha vuelto con dos medallas en el equipaje, ya que al oro logrado por Mario Mola hay que sumar el bronce de Fernando Alarza, que de nuevo se mete en la lucha por el titulo después de un 2018 de altibajos.

La prueba masculina abrió las competiciones de Abu Dhabi, con todos los triatletas importantes en la línea de salida, a excepción de Jonathan Brownlee, y con los focos sobre el balear Mario Mola, vencedor de los últimos tres títulos mundiales. Otro de los protagonistas antes de la competición era el joven británico Yee, que ya realizó una gran carrera en Cape Town y se presentaba como uno de los jóvenes valores a tener en cuenta a corto plazo debido a su impresionante parcial a pie.
La prueba estuvo comandada por un grupo de escapados entre los que no se encontraba ninguno de los cuatro españoles que tomaron la salida, Mario y Fernando, y Antonio Serrat y Vicente Hernández. Los cuatro realizaron un gran segmento de natación, y durante el ciclismo rodaron en el grupo perseguidor que nunca perdió más de 40 segundos respecto a la cabeza. Después de una transición espectacular todo se iba a decidir en la carrera a pie, y a los nuestros les iba a tocar remontar. De hecho Mario Mola pasó por algunas dificultades a la hora de ponerse las zapatillas, lo que nos dejó una imagen atípica en él al empezar a correr sin su característica gorra y gafas de sol. Desde el primer kilómetro Fernando y Mario comenzaron a escalar posiciones, y mediados los 10 kilómetros de carrera a pie el oro ya iba a ser cosa de dos. Mario Mola y Alex Yee. Todo parecía indicar que el británico iba a ser el vencedor, debido al desgaste de Mario al inicio de carrera a pie, pero el balear demostró porqué es el mejor triatleta del mundo y tirando de galones cambió el ritmo en el último kilómetro directo a la línea de meta. Nueva victoria para él y primer liderato en las Series Mundiales de 2019. Tras ellos llegaba a meta Fernando Alarza, que se llevaba la mano a la boca para dedicarle a su hija recién nacida este podio y que comienza esta nueva etapa en su vida subiendo al podio.
Por detrás, Vicente Hernández finalizaba entre los 20 primeros, haciendo una competición muy regular y confirmándose como el tercer español del ranking por delante de Antonio Serrat, que terminó en el puesto 22º en este inicio de temporada. Gran resultado de nuestros cuatro triatletas, estando casi entre los 20 primeros y confirmando el gran bloque que tenemos a la espera de la llegada de Javier Gómez Noya que debutará en Bermuda.

Tras la carrera masculina les toco el turno a las mujeres, y de nuevo con cuatro españolas en la línea de salida, Miriam Casillas, Anna Godoy, Sara Pérez Sala y Carolina Routier. Cada una de ellas afrontaba esta primera cita del año en Series Mundiales de forma diferente, Por un lado Miriam Casillas llegaba de lograr grandes resultados en las últimas copas del Mundo de 2018 y la primera de 2019 disputada hace unas semanas en Cape Town. Tras casi dos años fuera de las competiciones, tras la lesión de Río, iba a ser la primera toma de contacto de verdad con la máxima élite. Por su parte, Anna Godoy fue nuestra triateta más competitiva y regular durante la pasada temporada, por lo que este 2019 tendría que ser vital para ella para confirmar el trabajo realizado y seguir luchando por el sueño olímpico. Sara Pérez Sala llegaba a Abu Dhabi para sumar su cuarta participación en Series Mundiales, y asentarse en la élite del triatlón internacional después de dos años de gran trabajo de técnica en el ciclismo y la carrera a pie. Y por último, Carolina Rotuier volvía al sitio dónde disputó su primera y última competición del año pasado, tras la que sufrió el fatídico accidente que la ha mantenido alejada de las carreras durante todo el año 2018.
La primera en despejar dudas fue Carolina Routier, saliendo en quinta posición del agua sin estar recuperada aún al 100% y demostrando que tantos meses de lucha y sufrimiento iban a dar sus frutos. Por detrás de ellas hacían lo propio Sara, Anna y Miriam, estando las cuatro bien situadas en e gran pelotón. Por delante Zaferes empezaba a imponer su ley durante el ciclismo, cimentando luego su victoria en la carrera a pie. La distancia acumulada sobre las dos ruedas la permitió abrir un hueco que fue insalvable para el resto de triatletas. Tras ellas se clasificaba su compatriota Spivey siendo el bronce para la británica Learthmont.
En cuanto a las españolas, Carolina Routier fue la mejor de las cuatro finalizando en el puesto 27º, y confirmando que está de vuelta y se sube al tren de la clasificación olímpica con las máximas aspiraciones. Tras ella entró en meta Sara Pérez, logrando su mejor puesto hasta ahora. Un poco más atrás se clasificaron Miriam Casillas, que fue de mas a menos en la carrera a pie (34ª) y Anna Godoy (41º), que perdió el grupo de ciclismo en el que rodaban sus compañeras. Las cuatro suman puntos para el ranking y realizaron una buena toma de contacto con las Series Mundiales que acaban de comenzar.

Mañana será la prueba de Relevos Mixtos, a las 9:00 hora española, y que se podrá seguir en directo en Teledeporte.

Scroll To Top